Páginas

sábado, 21 de julio de 2012

Rocas Cortadura

Hola a todos

Siento la intermitencia de las entradas pero con el fin de máster estoy más liada de lo que parece... aparte los tiempos que corren cada vez me cuesta más en creer que todo puede cambiar... pero no pasa un día sin que diga... tengo que escribir en el blog, es mi momento de desconexión.

Hoy Sábado he decidido descansar un ratito de lo académico para irme con mi familia a disfrutar de la playa.

Nos fuimos a las 10:30 de la mañana caminando hacia la playa de Cortadura para ver que encontrábamos esta vez en la plataforma rocosa.

En primer lugar, lo primero que me sorprendió fue el cambio de paisaje. No se a que se debe pero, todas las rocas estaban cubiertas de unas algas verdes. Puede que hiciera más tiempo que no estaban tan descubiertas o que han cambiado las condiciones de algunos nutrientes... Quizás haya proliferado una especie que antes no abundaba tanto... el caso es que este era su nuevo aspecto.



Ulva sp. o Monostroma sp.

Otra de las características que me sorprendió, gratamente, fue que vi numerosas estrellas de mar de esta especie.


Marthasterias glacialis (Boca abajo)

También pudimos apreciar praderas de fanerógamas mucho más abundantes que de costumbre.








Tampoco faltaron los compañeros típicos como pepinos de mar, cangrejitos varios, gusanillos tubícolas, distintos tipos de algas, etc.

Pero toda esta belleza tiene su parte negativa... justo cuando ya me iba, ese nuevo paisaje verde que encontré al llegar tenia un aspecto diferente, más marrón. Se veía como la plataforma había sido esquilmada por los curiosos que levantan las rocas y la dejan tal cual... los que van a coger 3 cangrejos y remueven todo el fondo para conseguirlo o los que van a buscar erizos y se llevan uno del tamaño de la yema de un dedo.... 



Yo llevo toda la vida yendo allí y no tiene nada que ver el nivel de conocimiento... si no el sentimiento de responsabilidad de cada uno. No podemos pensar que la naturaleza está para servirnos, ella ya existe sin necesidad de que nosotros la maltratemos... así que, deberíamos cuidarnos mucho de nuestros actos, respetarla y sobre todo... Saber que:


¡NOSOTROS DEPENDEMOS DE ELLA Y NO ELLA DE NOSOTROS!

Un saludo.





4 comentarios:

  1. Bea: Sólo te faltó observar, en las rocas, restos fósiles de raíces. En aquella zona, en tiempos lejanos, había vegetación. Es una cosa curiosa que pasa desapercibida.
    http://chusay.blogspot.com.es/2010/04/raices-fosiles.html
    Saludos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Paco!

      Pues la verdad es que nunca me he fijado.
      Yo me quedé un poco antes del chato pero para la próxima me fijaré sin duda, superinteresante tu entrada!

      Saludos!

      Eliminar
  2. La verdad es que la conciencia de cada uno empieza en la infancia. Cuando la educación en casa y en la escuela falla, poco hay que hacer en la edad adulta. Triste.

    Me gusta tu blog, intercalas muy bien imágenes y explicaciones. Me han impactado las entradas de la ballena. :/

    ¡Un saludo!

    ResponderEliminar
  3. Pues si Iván tienes razón... a saber a donde vamos a llegar...

    Me alegra que te guste mi blog, muchas gracias por tu comentario.

    El tema de la ballena es bastante peculiar, tengo pendiente una entrada del desenlace de la historia jeje.

    Un saludo! :)

    ResponderEliminar